Programas de rescate y distribución de alimentos reducen la inseguridad alimentaria en 15 puntos

 Programas de rescate y distribución de alimentos reducen la inseguridad alimentaria en 15 puntos

En un contexto nacional marcado por desafíos económicos y sociales, Red de Alimentos se embarca en un hito significativo: la realización de su primera Encuesta de Seguridad Alimentaria 2023 entre sus beneficiarios.

El estudio revela la situación nutricional que enfrentan personas que son apoyadas a través de las Despensas Sociales, así como también por organizaciones sociales socias beneficiarias de la Red.

Este 14 de noviembre, se dio a conocer la primera “Encuesta de Seguridad Alimentaria en beneficiarios Red de Alimentos 2023”. Esta iniciativa tiene como objetivo proporcionar información detallada sobre la situación alimentaria de las personas receptoras de los productos rescatados, marcando así el primer paso para visibilizar el impacto de una iniciativa privada que busca abordar de manera efectiva dos problemáticas de importancia global y nacional: la pérdida y desperdicio de alimentos e inseguridad alimentaria.

María Eugenia Torres, Gerente General de Corporación Red de Alimentos, señala que “los resultados de este estudio nos confirman que vamos por el camino correcto, ya que Red de Alimentos, aporta en la alimentación de más de 260.000 personas a lo largo del país y además mantiene una relación directa y permanente con sus más de 200 empresas socias, asegurando así un trabajo coordinado y  focalizado en el cumplimiento del ODS 2” Hambre Cero”, ODS 12 “Producción y consumo responsable” y con el ODS 13 “Acción por el clima”.

Respecto del sondeo, este abarcó a beneficiarios del programa Despensas Sociales, el cual atiende a más de 5.200 personas semanalmente en las comunas de San Bernardo y Puente Alto, así como a centros de diversas organizaciones sociales en todo Chile, alcanzando a más de 32.000 personas en total. Dentro de este último grupo, se realizó un diagnóstico que revela que un 30% de Organizaciones Sociales, sufre de inseguridad alimentaria moderada o severa, superando el promedio nacional del 18.1% (FAO, 2023). Este 30%, identificado como un grupo prioritario, refleja la necesidad de continuar trabajando para mitigar la inseguridad alimentaria y mejorar su calidad de vida. Sin embargo, es alentador destacar que, entre los beneficiarios de las Despensas Sociales, se observó una disminución de 15 puntos porcentuales en inseguridad alimentaria severa, indicando que los programas de asistencia están teniendo un impacto positivo en la comunidad.

Según explica María José Vergara, Gerente de Gestión Social de Red de Alimentos, “esta encuesta evidencia una mayor prevalencia de inseguridad alimentaria en aquellas organizaciones sociales que se dedican a atender comunidades, tales como juntas vecinales y organizaciones territoriales, entre otras, en comparación con centros de atención que atienden a personas institucionalizadas, como son residencias de ancianos, de niños, mujeres, migrantes”. La profesional remarca la importancia de “amplificar programas con alto impacto en la seguridad alimentaria de las personas, tal como son las Despensas Sociales”.

En este sentido, se destaca que un 16% de los centros que abastecen comidas a personas en situación de vulnerabilidad institucionalizadas presenta inseguridad alimentaria moderada o severa. En contraste con aquellos que proveen de alimentos destinados a abastecer a familias, entre los que la cifra se incrementa a un 54%. 

 

Colaboración con los ODS 

Otra de las dimensiones que busca abordar esta “Encuesta de Seguridad Alimentaria 2023”, es la forma en que las organizaciones sociales con las que colabora Red de Alimentos se relacionan con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) establecidos por la Asamblea General de las Naciones Unidas al 2030.

En este sentido, es importante destacar que un 92% de las organizaciones sociales afirma que las empresas desempeñan un papel de gran relevancia y responsabilidad en el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Asimismo, cabe señalar que el 89% de los centros encuestados declaró realizar acciones que contribuyen al objetivo de poner fin al hambre, lograr la seguridad alimentaria, mejorar la nutrición y/o promover la agricultura sostenible, colaborando de esta forma con el ODS 2 “Hambre Cero”.

Notero Regional

error: ¡¡El contenido está protegido!!
Ir al contenido